Bombay

Bombay

Características

Tipo: mediano.

Cabeza: redondeada; rostro ancho con ojos bien separados; suave transición a un hocico ancho, redondeado y bien desarrollado.

 Ojos: redondos, bien separados.

Cuerpo: mediano, musculoso, ni compacto ni largo.

Cola: de longitud media, recta.

Pelaje: corto, brillante, pegado al cuerpo, de textura satinada.

Colores: en los gatos adultos, el pelo ha de ser negro hasta la raíz: la nariz y las almohadillas de las patas han de ser negras.

Temperamento

Es un perfecto animal de compañía que se adapta rápidamente a lugares poco espaciosos, pero algunos no soportan la soledad. No busca peleas, es muy pacifico; es muy mimoso y vulnerable a los sentimientos de su dueño. No es un gato muy activo, por lo que se lo denomina "perezoso". Es un gato moderno y fácil de cuidar. Es territorial.

Historia

La raza Bombay, relacionada con la birmana, proviene del cruzamiento de un gato de pelo corto americano (American shorthair) de color negro con un Burmés cibelino, con el fin de crear un Burmés de color negro. Dicho cruce tuvo lugar en Estados Unidos a finales de los años 1950. El nombre de su creadora fue Nikki Horner de Kentucky. La población de estos gatos aumentó enormemente y hoy en día es común verlos en la mayoría de los países.

El nombre de Bombay fue tomado en honor al leopardo negro, felino salvaje de gran similitud con este gato doméstico, cuyo hábitat natural es la ciudad hindú de Bombay (India).

El origen del Bombay lo encontramos en Kentuky (Estados Unidos). En los años cincuenta la criadora N. Horner empezó a trabajar firmemente con el propósito de conseguir “su” gato negro. Finalmente lo consigue, la raza se produce del cruce entre Burmés  sable/marrón y American Shorthair de color negro. 

Años después y con la raza bien establecida, en algunas camadas, de manera esporádica, aparece algún gatito de color marronoso que se presenta en las exposiciones como Burmés. 

La raza fue oficialmente reconocida por la CFA (Cat Fanciers Association) en 1970.

Cuidado

Esta raza no requiere de cuidados especiales pero es recomendable bañarlo una vez al año (para conservar el pelaje sedoso), por su pelo corto bastará con cepillarlo de vez en cuando para mantenerlo brillante y para evitar la acumulación de pelo muerto.

Salud

Hasta el momento no se le atribuyen al Bombay afecciones características, la selección natural ha convertido a este gato en una de las razas más sanas y longevas.

Longevidad: Entre 15 y 20 años.

Razas similares al Bombay