Pointer

Pointer

Características

Los Pointer ingleses son unos perros con una cantidad altísima de energía y unos cazadores entusiastas e incansables, pero con una buena dosis diaria de ejercicio estarán tranquilos en casa.

El Pointer es inteligente, fiel y limpio, su actitud suele ser amable, cariñosa y paciente. Se lleva estupendamente con los niños y puede convertirse en un estupendo perro de familia. Se adaptan bien a las nuevas situaciones. A veces pueden comportarse de manera reservada con los desconocidos. Es muy importante socializarlos desde cachorros, los dueños de un Pointer deben transmitirle al perro serenidad para que el perro pierda esa timidez, si el dueño transmite al perro nerviosismo el perro se volverá muy nervioso también, por eso los perros necesitan esa seguridad por parte de su líder.

Si no le proporcionamos al animal el ejercicio mental y físico suficiente, un pointer podrá volverse nervioso, destructivo y distraído. En cuanto el perro se de cuenta de que su dueño no es un líder y perciba su inseguridad, él asumirá el papel de líder de la manada y se volverán ingobernables.

Historia

El origen de esta raza se remonta en el siglo XVII, cuando algunos ingleses comenzaron la cría de perros de caza que se adecuasen a la práctica de este deporte con escopeta. En la primera exposición de perros celebrada en Inglaterra sólo se admitían perros de razas pointer o spaniel.

Como ocurre muchísimas veces, existen diversas teorías acerca de los orígenes del pointer. Algunos autores opinan que un antiguo pointer español fue el precursor de esta raza, debido a que este perro se estableció en Gran Bretaña en el año 1793, lo cual en cuya creación también se utilizaron distintas razas de sabuesos, pero no existen datos precisos para dar más soporte a esta hipótesis. Otros expertos afirman que es descendiente del braco francés mientras que otros dicen que su antepasado es el braco inglés.

El pointer fue desarrollado completamente en Gran Bretaña, pero su historia es poco conocida. En algún momento posiblemente se utilizaron líneas de Setter español antiguo.

Lo que sí se sabe con mucha certeza es que el pointer ya existía como tal en el siglo XVII como lo mencionamos anteriormente, y desde ese entonces era utilizado para señalar la presa. Únicamente, su nombre es proveniente del inglés “to point”, lo cual significa mostrar o señalar y que hace alusión a la conducta característica de estos perros durante la caza.

En la actualidad el pointer no es solamente un cazador avezado, sino también un bello y adorable perro de exposición y una excelente mascota en muchos hogares. Además, es afable, obediente y con una gran tendencia a tomarse la vida muy en serio, la finalidad original del pointer contradecía la conducta canina natural. Al ver una liebre solía quedarse quieto y apuntar, permitiendo los lebreles que le acompañaban a perseguir y capturar el animal. La cría selectiva ha creado un perro muy obediente, noble y entregado, pero también sumamente sensible. Su disposición bondadosa le convierte en un compañero de familia ideal.

Cuidado

Los pointer son unos perros totalmente enérgicos e incansables. Es sumamente importante que se le proporcione a diario una buena dosis de ejercicio, así evitaremos la hiperactividad en la casa.

Esta raza como bien sabemos es muy enérgica e hiperactiva, inclusive para las familias más activas, no debemos nunca tener a un pointer como mascota si no estamos completamente seguros antes de que debemos proporcionarle altas dosis de ejercicio.

Es necesario tomar en cuenta que debemos sacar a nuestro perro a dar un buen paseo diario, pero debe ser un paseo largo. Además, también disfrutará mucho si sale con nosotros a hacer footing o acompañarnos mientras montamos en bicicleta, son unos excelentes acompañantes para practicar jogging o canicross. A estos perros también les encanta nadar e ir a buscar cosas, aunque no fueron criados para esta tarea en concreto.

Cuando estemos paseando con un pointer es muy importante llevarles pegados al talón o a nuestro lado, no debemos de ninguna manera dejarles la iniciativa del paseo, nosotros debemos ser los líderes en todo momento.

Si vamos a adiestrar a un pointer para la caza, es muy importante que aprenda a distinguir cuando estamos de caza y cuando no, cuando no estemos practicando la caza, el perro debe saber que tiene que ir tranquilo con la correa puesta.

Adiestramiento

La cría selectiva como perros de caza también ha hecho que los pointer sean perros inteligentes y muy atentos a sus humanos. Esto, junto a sus instintos cazadores, hace que sea muy fácil entrenarlos para buscar en grandes áreas y mostrar la presa.

Sin embargo, también causa ciertas dificultades en el adiestramiento canino convencional destinado a hacer de los pointer buenas mascotas. Estos perros suelen aprender con mucha facilidad, pero también se distraen fácilmente, por lo que hay que ser un poco pacientes a la hora de adiestrar un pointer. En todo caso, el adiestramiento en positivo suele ser el mejor para estos peculiares perros.